Sedaloreto pagó ilegalmente 2 millones a empresa china CWE

El 18 de junio del 2010, la empresa china CWE (la misma del alcantarillado) suscribió contrato con Sedaloreto para las obras complementarias del Proyecto de Ampliación y Mejoramiento del Sistema de Agua Potable en la ciudad de Iquitos, por un valor de 56 millones de soles.

 

La cronología de esta nueva historia es como sigue: 

El 18 de junio del 2010, la empresa china CWE (la misma del alcantarillado) suscribió contrato con Sedaloreto para las obras complementarias del Proyecto de Ampliación y Mejoramiento del Sistema de Agua Potable en la ciudad de Iquitos, por un valor de 56 millones de soles. 

Ante controversias surgidas por el retraso en los trabajos y las excesivas ampliaciones de plazos solicitadas por la contratista y que fueron rechazadas por la empresa de agua, la china CWE el 26 de noviembre del 2012 interpuso proceso arbitral a fin que se le reconozca las ampliaciones de plazos, los costos, intereses y valorizaciones de obra. 

Tras casi dos años de arbitraje, el 12 de junio del 2014 el Tribunal Arbitral notificó su decisión rechazando las ampliaciones solicitadas por la CWE, así como los pagos que ésta exigía por los costos de ampliaciones de plazos, entre ellos 2 millones 440 mil 594 soles, pero que meses después terminó cobrando. 

Sin embargo, meses después la empresa china exigió el pago denegado en arbitraje, mediante la Relación Valorada Definitiva de la obra, exigiendo por 3 millones 172 mil soles, incluidos otros conceptos. Ante esto, el 28 de octubre el directorio de Sedaloreto solamente dispuso que se buscara la fuente de financiamiento para el pago de esos millones de soles, pese a que el laudo arbitral lo declaró improcedente a favor de la empresa de agua, solicitando también para eso la respectiva opinión legal. 

Tres días después, el 31 de octubre del 2014, la empresa china CWE envió carta notarial al entonces gerente general de Sedaloreto Marco Vargas Scherader exigiendo la cancelación del dinero. Increíblemente, la carta ingresó a la empresa a las 12:07 del mediodía y horas después Marcos Vargas ya tenía lista la resolución de gerencia general N° 164 en la que aprueba el íntegro del pago.  

Para darle sustento a su resolución, Vargas Scherader hizo referencia a la reunión del directorio del 28 de octubre. El exgerente general señala en su documento que: “El Directorio mediante acuerdo N° 022-2014, encargó a esta gerencia la implementación de la Relación Valorada Definitiva…”. Lo cual resulta completamente falso. 

El Diario Ahora accedió al contenido del acuerdo del Directorio de Sedaloreto de aquel día. Entre los acuerdos adoptados figuran los N° 20, 21 y 22. El primero trata sobre la incorporación al Directorio de Sedaloreto, de un representante del Ministerio de Vivienda, Construcción y Sanemiento. El acuerdo 21 es la que dispone coordinar el pago fraccionado o buscar el financiamiento para el pago solicitado por la empresa china, además de solicitar la opinión legal. Finalmente, el acuerdo N° 22 solamente autoriza la participación del vicepresidente del directorio a un evento en la ciudad de Tacna. 

Lo que es más, al momento de la emisión de la resolución de Vargas Scherader, tampoco existía opinión legal favorable al pago que, en propuesta en Directorio, se intentaba hacer efectivo – y que al final se hizo – con parte de los 10 millones de soles del reintegro del IGV del proyecto de alcantarillado y que estaban destinados a la operación y mantenimiento de la PTAR. 

El asesor legal Martín Shibuya recién emitió su informe el 4 de noviembre del 2014, recomendando buscar los mecanismos financieros para cumplir con una deuda que Sedaloreto no estaba obligada a pagar y que el Directorio de Sedaloreto tampoco objetó. 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *