Víboras invaden asentamiento humano

Según testimonio de varios pobladores del asentamiento humano “Yván Vásquez”, con el caer de la tarde, todos los días se enfrascan en una batalla contra las víboras que se aparecen en las diferentes calles buscando refugio ante la creciente de los ríos.
Tan solo la última noche, 10 de estos animales fueron muertos por los pobladores, quienes corren el riesgo de ser atacados al caminar sobre el agua que ya inundó gran parte del asentamiento.
Es así que, a partir de las 6 de la tarde tienen que coger sus machetes y palos para poder transitar por la zona, por el riesgo de encontrarse frente a frente con una naca naca, jergón, shushupe o loro machaco, o ser atacados de forma intempestiva por estas serpientes altamente venenosas de la amazonía.
Cabe mencionarse que, la presencia de víboras se acrecienta en asentamientos humanos de zonas bajas de la ciudad; empujadas por la creciente del caudal de los ríos, salen en busca de tierra firme, refugiándose muchas veces dentro de las habitaciones o camas de los pobladores.
En el caso del asentamiento “Yván Vásquez”, el problema podría ser mayor por la cercanía del lugar con el hospital de EsSalud, que el año 2012 estuvo a punto de ser alcanzada por la creciente del río Nanay, cuyas aguas quedaron a escasos dos metros de distancia de las instalaciones.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *